Saltar al contenido

¿Cuáles son los elementos que componen una ensalada?

marzo 18, 2022

5

La ensalada moderna puede ser un diminuto y prístino cogollo de lechuga con un chorrito de aceite de oliva o un enorme cuenco repleto de verduras, lácteos y cereales para todo el día. Todo puede ser rápido, irresistible y fácil, pero eso no quiere decir que las ensaladas no requieran ningún esfuerzo. Veremos tres tipos -verde, de un solo tema y grande- antes de guiarte por el aderezo, el mezclado y la cobertura de tu ensalada. Con un poco de planificación, la ensaladera puede ser el punto más brillante de tu comida.

En un mundo ideal, todos tendríamos fácil acceso a las verduras de la ensalada, frescas de las granjas locales. Pero en realidad, nuestras verduras vienen de todos los rincones, y a menudo no tenemos tiempo para lavarlas hasta justo antes de la cena. (Y puede que ni siquiera lo hagamos correctamente.) No dejes que eso te disuada: La técnica de lavado adecuada no es tan complicada y, siempre que tus verduras sean buenas, una gran ensalada puede estar al alcance de la mano.

Una ensalada verde es una gran amiga del cocinero casero. Una vez que estás metido de lleno en la preparación de la cena, averiguar cómo llevar también una verdura fresca a la mesa puede parecer imposible. Entra la simple ensalada verde. Sólo una porción de hojas frescas, no necesita mucho más que una vinagreta, pero si te gusta el sabor y el color que vienen con una pizca de zanahorias ralladas, cebollas cortadas en rodajas finas o tomate cortado en cubos, absolutamente pertenecen a su tazón.

  ¿Cuánto se baja de peso comiendo solo ensaladas?

Tipos de ensalada

Las verduras de hoja verde son ricas en nutrientes porque las hojas contienen la maquinaria de las plantas que atrae la luz y convierte la energía. Las verduras de hoja verde contienen vitamina A, vitamina C, betacaroteno, calcio, folato, fibra y fitonutrientes (véase la tabla 1). Las verduras de hoja verde son una buena opción para una dieta saludable porque no contienen colesterol y son naturalmente bajas en calorías y sodio. Muchos de los beneficios para la salud que aportan las verduras de hoja verde provienen de los fitonutrientes, compuestos únicos que proporcionan protección a las plantas. Estos compuestos están siendo reconocidos como parte de una dieta nutritiva que promueve la salud a largo plazo. Los fitonutrientes pueden actuar como antioxidantes, lo que ayuda a prevenir enfermedades crónicas como el cáncer y las cardiopatías. La figura 1 muestra el contenido en antioxidantes de diferentes tipos de lechuga.

4

Las ensaladas son desde hace tiempo parte integrante de nuestras comidas. Pero no sólo han subido varios peldaños en la escala de importancia, sino que también han adquirido una forma totalmente diferente y hermosa. Ahora incluso los restaurantes y comedores tienen una gran carta de ensaladas. La presentación se ha convertido en una parte tan importante de la industria culinaria que, además del valor nutritivo que las ensaladas aportan a la mesa, también tienen que tener un aspecto bonito.

¿Cuáles son los componentes de una ensalada? Una ensalada bien presentada tendrá cuatro elementos: base, cuerpo, aderezo y guarnición.    La mayoría de las ensaladas tienen el cuerpo y el aderezo, pero una ensalada profesional tiene los cuatro componentes.

  ¿Por qué se le dice ensalada rusa?

Si eres bueno haciendo ensaladas, sé el mejor visualizando el emplatado de la misma. Elige los platos o cuencos adecuados para servir la ensalada. Asegúrate de que las verduras y las hortalizas estén bien lavadas, escurridas y crujientes (para más información, consulta el blog sobre las hortalizas). Pero no te pases. Asegúrate de haber elegido una buena base y de haberla adornado adecuadamente. Presta atención a la uniformidad del corte de las verduras y los vegetales. (Consulta mi blog sobre las habilidades con el cuchillo).    Utiliza también el tipo y la cantidad correctos de aderezo. Por último, pero no por ello menos importante, ¡mantén la sencillez!

Ejemplos de guarnición de ensalada

Lo bonito de una vinagreta casera es que no hace falta una receta ni cucharas de medir para crear una buena. De hecho, lo ideal es añadir los ingredientes pizca a pizca hasta que estés contento con el resultado.

Un buen punto de partida es 1:1, una parte de ácido mezclada con una parte de aceite. Se puede ajustar en consecuencia: Más ácido para un aliño más picante, más aceite para un sabor más suave. A mí me gusta una parte de ácido por tres de aceite, pero sólo usted sabe qué sabor le gusta, así que empiece con 1:1 y modifique a partir de ahí.

El tipo de ácido y aceite que utilices depende de ti, pero ten en cuenta que el conjunto es absolutamente la suma de sus partes. Su vinagreta es tan buena como el aceite y el vinagre que la componen. Un aceite de oliva virgen extra y un buen vinagre balsámico son siempre un buen punto de partida.

  ¿Cuántas calorías tiene un plato de ensalada mixta?

Ahora que has elegido los ingredientes, es importante entender cómo interactúan. El aceite y el vinagre se separan de forma natural, pero una vinagreta requiere que se unan. De lo contrario, acabarás con una mancha de aceite insípida en tu ensalada y un bote lleno de vinagre aromatizado.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad